domingo, julio 30, 2006

Mi otra razón para vivir.

Carolina y Daniel ya son grandes, ella es mi psicóloga favorita magna cumlaude, el mi arquitecto preferido recién salido de la olla.

Carola y Dany son mis hijos grandes, nacieron durante mi primer matrimonio. Los amo inmensamente. El destino y las circunstancias de la vida no me permitieron ser el papá de todos los días, cuando pequeños era el papá de fin de semana, el que no regañaba, el que solo quería que se sintieran felices dentro de la situación. Después fui el papa que picha (casi siempre nunca lo suficiente).

Me perdí el día a día de su infancia y su adolescencia, no los llevé a mi taller para que aprendieran lo que yo hago, no me hicieron preguntas ni tampoco hable de sexo con ellos, de eso se encargo su mamá. Tampoco me quede desvelado esperando que llegaran de alguna fiesta. A pesar de que como pareja no funcionamos, nunca voy a dejar de admirar al la Nena (Nelly) por su capacidad de ser madre y la forma como sacó adelante a esos muchachos.

Pero ellos siempre han sabido que pueden contar conmigo. Ya han quedado atrás los rencores de la niña hacia su padre que “los dejó solos”. Hoy son adultos que saben y comprenden las vicisitudes de la vida.

A lo mejor me critican que heredaron mis defectos visuales o los dientes salidos, pero saben que heredaron algo muy importante: el gen de la inteligencia, la capacidad de razonamiento, la velocidad de resolución de problemas, la habilidad matemáticas, la honestidad a toda costa y una infinita capacidad de amar.

Cada vez que me dicen “Epa pa” o “Hola papi” se me hincha el corazón, cuando me dicen “Papi, te quiero” se que lo dicen de verdad y no simplemente por costumbre.

Soy un hombre lleno de orgullo que no puedo dejar de admirar lo grande que ha sido el Señor al darme la posibilidad de tener esos hijos tan maravillosos que son mi otra razón para seguir viviendo. Solo miren esa foto tomada por mi chiquito, no quepo en mi por la emoción de abrazar a esa par joyas.


DSC01696

13 comentarios:

BEA dijo...

Hermosiiisimo post..que palabras tan sentidas...me das fuerza y una sobredosis de aliento huracanado para seguir adelante...te veo AHORA, feliz, junto a tu esposa, con tus hijos grandes, amorosos y encaminados en la vida, amén de los pequeñuelos que te pisan los talones...y me digo...amiga BEA...SE PUEDE!!!!!

Silmariat, "El Antiguo Hechicero" dijo...

Qué puedo opinar? Todo lo escribiste tú.

Todo lo mejor para ti, y los tuyos, siempre.

Carolina Zilzer dijo...

Gracias papi! es un tremendo regalo este post!
Te quiere
Tu psicóloga favorita ;-)

Caty dijo...

bellos! bellos! como su papa! :)

Consuelo dijo...

Santo Dios...que bella la imagen y la verdad la felicidad brota de tu cara .

Acaso quieren una mejor hrnecia que las que les has dejado...la honestiad no tiene comparación y la habilidad para las matematicas y el razonamiento...eso no todos lo tenemos.

Se lo que es un crecimiento sin la figura paterna , pero tambien he entendido que nunca es tarde para las reconciliaciones y te aseguro aun mas ...cuando ellos tengas sus propios hijos te querran aun mas ¡¡ de eso puedes estar completamente seguro.

Un beso y me alegra tu alegria¡¡¡

Carlos dijo...

Bea: SI SE PUEDE!!!!

Gracias mi querido amigo Hechicero igual para ti

Caro: Mejor regalo es tu comentario TQM

Caty, gracias :) (yo no tanto)

Consuelo: Esp es lo que me falta: SER ABUELO!!!!! YO QUIERO!!!!

María Luisa dijo...

Guaooo Tronco de papá!! disfrutenlo todo lo que puedan, porque es de los mejores!!!

María Luisa dijo...

Bellos tus hijos Carlos... y bellos tus sentimientos y cómo lso expresas!!!

Naky Soto dijo...

¡Pero ves como eres tú! ¡Caramba Carlos yo contigo no tengo escapatoria! Tienes la facultad de ponerme el corazón chiquitico de emoción!

¡Bella foto! No se me ocurre nada más que decir, luego de leer a tu hija refrendar tus palabras, y yo que no soy tu hija, sino una cautiva admiradora de tu mirada de la vida también me atrevo a decirte : ¡te quiero Carlos!

Un abrazo grandísimo,

helen dijo...

mi querido cuñado:cuanta sabiduria,ternura y amor tienes acumulada en tu alma.....

a mis sobrinos queridos :a parte de extrañarlos y quererlos les quiero decir que los Zilzer,
somos millonarios por tenrnos los unos a los otros y por la capacidad de expresar lo que sentimos...
tía Helen

RomRod dijo...

hermoso lo que dices, un abrazo!

Daniel Zilzer dijo...

hola padre, de verdad, q muy pocas veces me he paseado por tu blog, pero veo que es algo del cual tu disfrutas y todas aquella personas q los visitan, amigos, hermanos en fin familia, también lo hacen mucho, gracias por este pequeño espacio y palabras, me quede horas leyendolo y no sabes cuanto me ha gustado... y sabes estoy tan de acuerdo contigo en tantas cosas, y asi como tu dices hoy somo adultos y por lo menos yo puedo entender muchas cosas que me causaban incertidumbre, dudas, etc. y espero que a lo largo de nuestras vidas sigamos aprediendo de nuestras experiencias asi comode alguna forma esta demostrado en este blog, definitivamente gracias por todo, por que de una u otra manera lo que soy hoy te lo debo en parte a ti, y q la vida me haga sabio para cada vez ser mejor persona... gracias

Yoly dijo...

Curucuteando por internet me encontre con este blog, que no es ni mas ni menos que el del papa de una gran amiga y companera de estudios: Caro Zilzer!con quien comparti desvelos, fines de semanas, guias, cuadernos y suenos. Me uno a sus palabras de felicitacion por los esfuerzos de Caro y de Dany, fui testigo del esfuerzo y la devocion con la que Caro y Dany estudiaban, se preparaban y trabajaban. A la Sra. Nelly, le mando tambien desde Tampa un abrazo carinoso.

Saludos,