miércoles, junio 26, 2013

Panecillos Dulces

20130625_223025

Recuerdo mi infancia cuando allegaba el panadero todos los días! si, en esa Caracas de los 60 y 70 todavía la leche el periódico y el pan lo llevaban todos los días a a la puerta de tu casa! Risa 

Después de una infructuosa búsqueda en internet, pude conseguir esta imagen de un juguete que es lo mas parecido a mi recuerdo de infancia de la moto del panadero.

El panadero llegaba siempre en la tarde a la hora que ya habíamos llegado del colegio. La compra segura era un Bolívar de pan de “Locha” y al menos 4 panecillos dulces. Allí aprendí y fui seducido por la deliciosa (y no muy sana) combinación de mantequilla y azúcar. Mi abuela nos daba los panecillos dulces, mantequilla y café con leche de merienda!

Pues una “locha” era la moneda de 12.5 centavos y eso costaba la que hoy llamaríamos un pan equivalente a 1/4 de baguette o “canilla”.  Los pancitos dulces eran un lujo y caros: costaban un “medio” (25 centavos)

Ese delicioso recuerdo me ha hecho probar muchas recetas hasta encontrar esa que en textura y sabor me trasladen al pasado y que aquí comparto con ustedes.

Esta receta se pude preparar a mano, con batidora con gancho para amasar o con máquina para hacer pan. Yo por facilidad utilizo la máquina para hacer pan pues una vez colocados los ingredientes solo basta esperar una hora y media para que la masa esté lista y con la primera crecida. Si va a amasar a mano o con la batidora es recomendable disolver primero la levadura en un poco de leche tibia y azúcar y dejar reposar por unos 10 minutos antes de comenzar la preparación de la masa.

Ingredientes (20-25 panecillos de 70 gramos cada uno)

  • 2 huevos
  • 2 yemas de huevo
  • 200 ml de leche entera
  • 150 gr de azúcar
  • 750 gr de harina (si consigue harina de alto contenido de gluten para pan mejor)
  • 1 panela de 125 gr de margarina derretida (yo los he preparado con mantequilla pero no quedan tan esponjosos)
  • 1/2 cucharadita de sal (si la margarina es salada, no es necesario agregar sal)
  • 2 1/2 cucharaditas de levadura seca o 25 gramos de lavadura fresca (disuelta en leche y azúcar)
  • Aceite para mojar la manos para formar los panecillos
  • Mantequilla derretida para el acabado
  • Azúcar granulada para el acabado

Preparación (Con máquina para hacer pan)

El el recipiente de de la máquina agregar primero la leche, los huevos y las yemas, la margarina y el azúcar luego colocar la harina encima del líquido y sobre la harina la levadura.

Colocar el recipiente en la máquina y activar el ciclo de masa. Esperar aproximadamente una hora y media hasta que la masa este lista y con la primera crecida. Durante e mezclado inicial en la máquina se puede observar la formación de la bola, dependiendo del grado de humedad de la harina y del tamaño de los huevos puede ser necesario agregar un poco mas de líquido o de harina hasta lograr una bolo uniforme suave y ligeramente pegajosa en la superficie. No agregar mas de una cucharada a la vez de harina o líquido. Esto es igual para el caso de amasado a mano o con batidora con gancho.

Al final de este proceso se debe obtener una bola de masa levada de uno 1.400 gramos que se pueden dividir unas 20 partes de 70 gramos. Se forman  entonces 20 bolas pequeñas de masa y se colocan en una bandeja con papel de hornear separadas entre si unos 2 centímetros. Es recomendable tener las manos siempre mojadas con aceite para la formación de las bolas.

Se cubren con un paño y se dejan levar por 30 minutos en un sitio cálido. Entre tanto se precalienta el horno a 350 F (180 C)

Antes de hornear, se hace un corte en forma de cruz con un cuchillo bien afilado o una hojilla. Cada pan se pinta con mantequilla derretida

Se hornea por unos 20 minutos hasta que los panes estén dorados. Entretanto preparar suficiente mantequilla derretida para repintar los panes cando estén listos y un plato hondo con azúcar granulada.

Pintar cada pan mientras está caliente recién salido del horno con mantequilla caliente y luego rebosarlos en el plato con azúcar para que esta se pegue en la superficie.

Espero que los disfruten tanto como yo!

Buen Provecho!

4 comentarios:

Martha Colmenares dijo...

Que de época bonita aquella, igual lo recuerdo clarito. Si yo le comentaba hoy eso a una enfermera de mi hermano y al buscar la moto en google me encontré con tu post.
Me encanta tu blog, lo voy a poner en mis enlaces.

Carlos dijo...

Martha,

Bienvenida a esta casa! aquí todo está hecho con amor por lo que se hace...

Merchi dijo...

Yo también tengo recuerdos de esos bollos dulces, aunque no se si aquí, en España, saben igual que los tuyos, imagino que no habrá demasiada diferencia. Pero se me ha hecho la boca agua recordando el olor que despedían, la textura esponjosa llena de ázucar y el bocado exquisito deshaciéndose en la boca. Todo un manjar. Un abrazo.

Lila GA dijo...

Jo que pinta!!
Oye estoy de concurso y no recuerdo si te he invitado, pero me encantaria contar contigo y tus maravillosas recetas.
El premio es un lote de productos de reposteria creativa que te va a encantar.
Un besazo