martes, octubre 03, 2006

No estoy alejado ni me he olvidado del blog

No estoy alejado ni me he olvidado del blog. La realidad es que estoy metido en un proyecto que me esta consumiendo muchísimo tiempo.

La experiencia de mi blog de blackjack y el foro, los correos de cientos de lectores y mi entusiasmo por enseñar, me han movido a terminar lo que había comenzado hace tiempo: Un libro sobre Backjack, en el estoy plasmando mis experiencias, mis investigaciones, y casos de la vida real.

Había un bosquejo, inclusive un primer texto completo, pero ese proyecto que comenzó con unas pocas páginas ya es un libro en todo el sentido de la palabra. Le dedico por lo menos 2 horas diarias, y cada vez estoy más lejos del final.

Mis habilidades de escritor no son las destacadas, aunque creo que mis capacidades didácticas son buenas.

Cuando comencé el proyecto, era un libro orientado al lector venezolano, hablaba de Bolívares, de los sitios ilegales, y de la las experiencias en esos sitios. Hoy tengo potenciales lectores de todos los países de habla hispana. Basta ver las estadísticas del blog, los menos, son los venezolanos.

He tenido que reescribir mucho de lo ya escrito, quitarle venezolanismos y convertirlo en un texto internacional y es una endemoniada labor. Cada párrafo, cada tabla, cada frase debe temer una razón de estar allí, no es literatura cultural, pero debe ser amena, hay que explicar conceptos matemáticos complejos de manera que lo pueda entender alguien que no tiene habilidades matemáticas. Es necesario abundar en ejemplos. Cuando uno domina una materia puede cometer el error de pensar que lo que para uno es obvio, lo es para todos.

Cada número y cada procedimiento que explico debe estar muy bien fundamentado, no me puedo dar el lujo de exponer aproximaciones. Intento presentar cosas novedosas y útiles para aquellos que quieren tomar este juego como un simple pasatiempo, pero también debe tener información para aquel que desea tomar mas en serio la actividad.

Yo desarrollé un método que ha sido exitoso, pero es solo la punta de lanza de algo que muy poderoso, capaz de competir con técnicas mas avanzadas con una fracción del esfuerzo.

Por último, debo luchar con mis propios defectos, un error disgráfico puede ser muy grave en un texto como ese, ¡solo piensen que le digo a un lector que apueste 52, en vez de 25!

Todavía no he decidido en que formato lo voy a publicar, pero una vez terminado, debo pasar por la experiencia de  registro de derechos de autor. Si se va a publicar en papel, debo convencer a algún editor. Si lo vendo como e-book tengo que garantizar que está libre de ser copiado en forma pirata.

¡Ahora es que me falta!

Paso siempre por sus blogs, aunque no deje comentarios, mi lector automático de feeds me dice al momento que alguno de ustedes ha publicado algo, y siempre encuentro el tiempo para darle una vueltita a sus casas. Pero me pesan los dedos para dejar comentarios.

Carlos.

6 comentarios:

Ruben dijo...

Puede que en Black Jack tu no creas en la suerte,
pero en estos asuntos serios como publicar un te deseo la mejor de las suertes

S U E R T E !!!!

your brother

CABINA AÉREA dijo...

yo odio el juego, pero con gusto compraré tu libro (el de cocina, off course..je,je,je).
Mil besos mi niño bello

Naky Soto dijo...

Carlos:
¡Me alegra tanto saber de tu proyecto! ¡Que nota que estés escribiendo tu libro! Aunque yo no entiendo ni papa de BlackJack, y por eso soy tu fiel visitante en este espacio, ese esfuerzo que estás adelantando es un legado maravilloso para todos.

No ceses en tu encomienda, se que a ratos puede llegar a ser complicado, pero la satisfacción cuando concluyas es un incentivo extraordinario. Y de vez en cuando nos colocas algo aquí y así sabemos que estás bien y todos contentos ¿vale?

Un abrazo grandísimo,

CABINA AÉREA dijo...

Disiento de tí...si estás alejado! (cachicamo dicíendole...)

RomRod dijo...

excelente idea la del libro!! saludos y mucho éxito!

protheus dijo...

Existen muchas "auto-editoriales" hoy día, en las cuales ellas, por un costo módico, te publican y publicitan el libro. www.comala.com es una, por ejemplo.
Dado el esfuerzo invertido, los años de experiencia y, sobre todo, el cariño e ilusión que le has puesto a tu libro, creo que vale la pena intentar al menos con esas editoriales.